Culpables

Golfos

Filmografia

Parque Temático

Visionarios


THE AVENGERS / EEUU / 2012
Dirección:Joss Whedon
 Guion: Joss Whedon; a partir de los cómics de Stan Lee y Jack Kirby
Producción: Kevin Feige
Música: Alan Silvestri
Fotografía: Seamus McGarvey
Montaje: Jeffrey Ford y Lisa Lassek
Diseño de producción: James Chinlund
Vestuario: Alexandra Byrne
Interpretación: Robert Downey Jr. (Tony Stark / Iron Man), Chris Hemsworth (Thor), Scarlett Johansson (Natasha Romanoff / Viuda Negra), Chris Evans (Steve Rogers / Capitán América), Jeremy Renner (Clint Barton / Ojo de Halcón), Cobie Smulders (agente Maria Hill), Samuel L. Jackson (Nick Furia), Mark Ruffalo (Bruce Banner / Hulk), Stellan Skarsgård  (Dr. Erik Selvig), Tom Hiddleston (Loki), Clark Gregg (agente Phil Coulson), Gwyneth Paltrow(Pepper Potts). 


Igual que hay hamburguesas y hamburguesas, también hay taquillazos y taquillazos. Y mercenarios y mercenarios, claro. Dejando aparte sus otras sagas superheroicas (X-MEN y SPIDERMAN), la división cine de Marvel lleva anunciando su megaproyecto AVENGERS desde hace años. Como si de sucesivos prólogos encadenados se tratase (HULK, CAPITÁN AMÉRICA, THOR y, en menor medida, los IRON MAN, que fue el personaje que mejor funcionó en solitario), todos estos esfuerzos previos apuntan, ligeramente concatenados, a lo que sería el evento cinematográfico definitivo relativo al universo Marvel. Y al fin llegó. Los mercenarios contratados para dirigir toda esta ensalada de mallas de colores fueron funcionales, siendo benévolos. Profesionales correctos que supieron insuflar, a distintos niveles, vida a sus héroes. Incluso un intento de profundizar en un estilo más autoral, de la mano de Kenneth Branagh con el wagneriano THOR, se saldó con un ligero fracaso en taquilla. Aunque el bueno de Branagh sólo movió el culo para cobrar el cheque, la película era bastante divertida. Los demás, tipejos con sobrado curriculum en esto de amasar pastizales ingentes sin un ápice de personalidad o estilo propio. Antes los llamaban artesanos. Por ello sorprende que el encargado de levantar semejante mamotreto, lo más en tipos saltarines, sea un (relativo) novato como Joss Whedon, con una única peli en su haber: SERENITY.

Joss y los muchachos

Joss Whedon: ¡perfecto!. Descubrí FIREFLY hace bien poco y ya soy fan a muerte. Me cuesta imaginar a alguien mas apropiado y molón para una aventura coral con egos en choque constante. Es evidente que estos VENGADORES son un monumental encargo, pero también que Whedon está encantado con el regalito, ha cogido el toro por los cuernos y se ha apropiado (en parte) de la esencia y la estética del supergrupo. Tarea, por otra parte, que se antoja colosal: ni uno ni dos ni tres, hasta siete personalidades (¡7!) se arrejuntan en la trama si incluimos a Nick Furia. Titánica tarea que, necesariamente, tiene que comenzar en la fase más temprana: el guión. Tiemblo sólo de pensar los sudores de Joss para hacer que, dentro del maremagnum aventurero, cada uno tenga su espacio y su momento sin pisarle el gaznate a los demás, sin que el ritmo interno del relato se resienta y sin que, al final, todo parezca un batiburrillo epiléptico de mallas ajustadas, colores chillones, mutantes imposibles y dioses nórdicos llegados del confín del universo. Con gracia y salero. Sin abrumar al personal. Sin aburrir ni un instante. Y sabiendo qué hace cada cual en cada momento. Ignoro las vueltas que se le dio al guión (lo normal en este tipo de producto son... muchas) y desconozco las ingerencias del estudio en su desarrollo (lo normal en este tipo de producto son... todas), pero lo que vale es el resultado final: de nota. Casi redondo. Un triunfo.


Evidentemente, si no te atrae el tinglado ni un poco, esto no es para ti. LOS VENGADORES es una película para seguidores del mundillo comiquero pero, y esto es otro triunfo, no es necesario que seas un friki-fan total para disfrutarla. Yo no lo soy. Apenas he ojeado las aventuras de estos tipejos en sus cómics clásicos ni por separado, no conozco en profundidad las peripecias de ninguno, y sólo he devorado con gusto THE ULTIMATES, la penúltima reencarnación del supergrupo, de la que, por cierto, Whedon extrae gran parte de sus ideas, idiosincrasia y sano cinismo. Ni siquiera es estrictamente necesario que hayas visto todas las películas precedentes aunque, es obvio, eso aumenta el disfrute y se recomienda. Todo el elenco precedente de egos (éstos muy reales) repite en THE AVENGERS, excepto Mark Ruffalo, que incorpora a, quizás, el Bruce Banner/Hulk definitivo, un hallazgo. Los demás, ajustados a sus respectivos papeles, perfilados además por un dibujo de personajes sencillo pero tremendamente eficaz, heredero de las películas precedentes pero sintetizado a tope: Robert Downey Jr como Tony Stark/Iron Man, sigue con su encantador careto, se lleva las mejores líneas de diálogo (otra vez) y, aunque está a punto, no fagocita del todo la función con su agradecido personaje. Controlado por esta vez. Chris Hemsworth, además de imponer presencia aria, se ajusta a su Thor de manual, que para la ocasión parece especialmente inocentón y desubicado, hasta algo lelo, con cachondeo shakespiriano incluido: perfecto. Chris Evans luce pectorales y mandíbula cuadrada para un Capitán América que es, con mucho, el héroe más rancio y acartonado, carácter anacrónico al que, con suma pericia, Whedon sabe sacar punta irónica y emparejarlo con Iron Man, su polo opuesto, único modo de sacarle algo de brillo. De Scarlett Johansson (Viuda Negra) poco que añadir más que su macicez natural y que, aunque el libreto se esfuerza en darle un trasfondo, ella no le saca partido, tan sosita como siempre. Jeremy Renner, notable intérprete, pone el piloto automático para un Ojo de Halcón sin sorpresas. Y finalmente Samuel L. Jackson... se lo pasa teta como Nick Furia.

El papá de Bambi

Muchachada al completo

Con semejante guisote de personajes, insisto, Joss Whedon logra la asombrosa carambola de encajar todas las piezas con ritmo y gracia (nos hemos dejado al supervillano Loki, que también juega), con una constante en su cabeza y en la ejecución de su película: equilibrio. Whedon en todo momento juega por y para la película, dejando a un lado sus obsesiones personales, que las tiene. LOS VENGADORES es una película asombrosa por su perfecto balance entre las partes y el todo, manejando sus elementos como un virtuoso prestidigitador en sus abultados 140 minutos de metraje que, aleluya, no pesan sino que se suceden con ligereza, diversión y un magnífico sentido del ritmo interno entre apabullantes set-pieces de acción y momentos de calma con ingeniosos diálogos disparados a la velocidad del rayo (marca de la casa del amigo Whedon, y si no revisad cualquier capítulo de FIREFLY  a la voz de ya). Equilibrio con el punto justo de sal en alguno detalles para fans, con cierto gusto por el chiste visual (atención a cómo se las gasta Hulk, je) y que se remata con un climax final largo y... en fin... apoteosico, un referente desde ya de cómo rodar con transparencia, agilidad y sentido de la puesta en escena ese tipo de destrucción masiva a las que tanto estamos acostumbrados pero que rara vez hemos visto en una pantalla tan perfectamente coreografiado. Justo cuando la película tiene que dar el do de pecho, lo da. Justo cuando THE AVENGERS levanta el vuelo y todos sus elementos, codo con codo, hacen disfrutar al respetable con una película que, desde ya, es un referente de las que juegan en su división. La diferencia entre el talento al servicio del espectáculo y la mediocridad al servicio de los dólares (léase BATTLESHIP, por poner un ejemplo reciente). Una gozada.


- Lo mejor: salivar por que salga a la luz ese director´s cut de tres horas con todo lo que Whedon se ha dejado en la sala de montaje, seguramente lo más personal y macarril


- Lo peor: su primera parte, re-presentación de todos los personajes por si alguien se perdió los films precedentes, no está a la altura de su magnífica segunda hora y tercio final, canónico desde ya y virtualmente perfecto

  CABEZAS




1 vituperios:

IvanPardoArtist dijo...

Amen a ello tronco!! sin duda Whedon era y estaba destinado a acabar dirigiendo esta película, no se si acabaremos sabiendo como pudo acabar en sus manos un proyecto de tal Calibre, o es que simplemente El era el "Elegido" :P

Y dejame que te recomiende la serie de animación de los Vengadores, que están dando en Disney XD, todo un decubrimiento de buen hacer también, mezclan perfectamente los guiones originales de los comics con el estilo actual de las películas(sobre todo en la 2ª temporada) por que si te ha picado la curiosidad (como a mí, que también era prácticamente un desconocido de este grupo) después de ver tremendo ESPECTACULO en cine, solo puedo recomendarte que le des un visionado si quieres saber más :)